19 julio, 2016
Una amiga quería cambiar la expresión de su mirada, pero tenía cierto miedo al ponerse en manos de un desconocido, aunque fuese un profesional. Sin embargo, ese terror desapareció de un plumazo un buen día. Por Internet vio un anuncio de un portal web llamado www.esteticaocular.com. Los profesionales que ahí se desempeñaban eran especialistas en la cirugía ocular y oftalmología, un punto a favor y que terminó por animarla a someterse a sus procedimientos.