20 julio, 2016
Apuntamos a mi hijo a un campamento de fútbol con el que llevaba soñando ya varios meses, pero necesitaba unas botas de fútbol nuevas, las suyas eran un auténtico asco . Mirando los modelos que le gustaban a mi niño, vi las Addidas que él quería en http://www.marianssport.com/ como sabíamos el número de pie y se las había probado en una tienda con sus amigos, no tuvimos problema, así que solo fue seleccionar el modelo, número y esperar a que llegaran.

18 julio, 2016

Realmente me hace mucha gracia esa gente que te dice, allá por marzo o abril, eso de: voy a cuidarme que viene el verano. ¿Y qué pasa? ¿Qué el resto del año es mejor vivir a lo loco? No sé… creerán que cuidándose tres o cuatro meses al año arreglan todo el desenfreno vivido y el machaque que lleva nuestro organismo el resto del tiempo, pero la cosa no funciona así. ¿Se pueden hacer excesos? Sí, por supuesto. Nadie se va a morir por pasarse un día con la comida, ni con el sedentarismo, ni con la consola o con la televisión. Nadie, por un día, sufre consecuencias, pero el problema es cuando ese día se convierte en muchos y esos muchos se convierten en rutina y la excepción es el día en el que te cuidas. Ahí es cuando las cosas se tuercen y ya no hay vuelta atrás.

24 junio, 2016
Si estás pensando en qué rutinas cambiar estos días o qué hacer para ponerte en forma y lucir tipo en la playa, vamos a darte unos consejos para que lo logres de forma sana y relajada, y sobre todo, intentes mantener estos hábitos después a lo largo del año para que no te pille el toro el verano que viene. Desde dejar de comer rápido y pedir el almuerzo a un catering de comida sana como En tus Fogones hasta subir las escaleras y dejar de lado el ascensor, aquí lo encontrarás todo.

10 junio, 2016
No sé vosotras pero mis amigas y yo solemos utilizar el cambio de estaciones para renovar nuestro fondo de armario y lo hacemos cada año. Normalmente lo que hago es hacer el cambio de ropa de invierno a la de verano, o viceversa, y al ir ordenándola en el armario desecho aquella ropa que el año anterior no me puse, bien por vieja, desgastada, pasada de moda o porque ya no me viene o no me gusta, y luego, en rebajas (enero y agosto) me compro aquello que me falta. ¿Hacéis lo mismo vosotras?